lunes, 24 de agosto de 2009

Poemas antologados II*

FORNICANDO CON LA MUERTE

Adueñarme del hermoso espacio
de tu ombligo,
plantar el asta de mi bandera
una cuarta más abajo,
tramontar tus senos
como experto orógrafo,
nombrarme el Silvano de tu pubis
para pacer tus jugos divinos
para cabalgar juntos sobre el fuego,
embadurnarnos con veneno nuestros labios
para con un beso irnos
sin más demora al Infierno.
¡Lo más bello de todo esto
es que nos odiamos!

A MI AMIGA

Rozar tus nalgas
como si fuera casual
gozarlas
como si fuera seducción
Rozar el bulto de mi amor
que es tu bulto divino
Déjame entrar en ti
como crece en la manzana
el gusano de mi amor.

REALIDAD

Basado en la vida real

Me siento
Coloco cuidadosamente
mis codos sobre mis rodillas
y mi cara entre mis manos
Me esfuerzo
y poco a poco van saliendo los versos
uno a uno
Me paro
Me limpio y tiro de la cadena
mi poema como todo
hace agua.

ADIVINANZA

Mi perro se orina
de nervios
yo me orino
de risa.
Adivina, adivinanza
¿Cuál es más feliz?

*Poemas de José Luis Ramos Salinas, antologados en "La Yarina Incendiada", Ed. Maribelina, Callao, 1992. Págs. 91-92

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada